“Niña, adolescente, los libros me salvaron de la desesperación; eso me ha persuadido de que la cultura es el más alto de los valores, y no logro considerar esta convicción con mirada crítica.”

miércoles, 4 de noviembre de 2009

Constantinopla



En el Mar de mármara
la isla se abre entre las aguas,
se avista el Cuerno de Oro
y Estambul nunca fue tan verdeazulada...
Bienvenido a Constantinopla,
aquí el viento transporta coplas,
y es posible que te dejes seducir
por las sirenas de la mar
convertidas en atril
y el refugio de un Dios exiliado
apenas recientemente encarcelado
en un cuadro de Gauguin


2 comentarios:

Sweet carolain Arengando a la gilada..Por un mundo menos pedorro dijo...

te sigo porque me gusta la estètica del blog. y porque ese estracto de pisarnik me mato.

besos, desde que parezca un accidente!

La Maga dijo...

Hay un segundo Conocimiento que se nos escapa, apenas nos atrevemos a intuir el primero.

((... ... ...))

Buscar este blog